bull

Ayuda a tu hijo a evitar que sea víctima de bullying

Le llamamos bullying a: Acosar, molestar o agredir físicamente a alguien y es uno de los conflictos con el que los padres nos enfrentamos ya sea en el colegio, amigos, vecinos o con los hermanos.

A continuación te proporcionaré prácticas herramientas para que puedas empoderar a tu hijo.

Ayúdalo a evitar que sea víctima de bullying.

1 – Asegúrate que tu hijo tenga muy claro que es su DERECHO ser tratado con respeto y que también tiene la responsabilidad de tratarse a él mismo y a los demás con respeto.

 

2 – Revisa y práctica su postura cuando pide algo o cuando le dicen algo. Ayúdalo a que no esté agachado, con la cabeza baja, manos en las bolsas. Que se pare derecho, firme, con la cabeza en alto y afloje su cuerpo. La actitud de nuestro cuerpo dice más que las palabras. “Me encantaría jugar con ustedes”. En un tono seguro.

 

3 – Si un niño te agrede, sin importar lo que diga, solo contesta: “No gracias” y retírate del lugar. Es dejar claro que no quieres nada de agresión. Contestarle enojado o taparte los oídos lo alimenta para seguir molestando. Práctica con él frases para responder en positivo. “Tus zapatos están horrible” “Los tuyos están increíbles”. “Tu pelo parece de escoba” “El tuyo esta cool”.

4 – Enséñale a decir “para” con la señal de la mano. “Para eso no me gusta”.

rana

 

5 – Que aprenda a usar el poder de su voz: “Para, eso no es gracioso ni divertido. Juguemos otra cosa”.

 

6 – Enséñale una señal que sea para avisarte que tiene un problema de seguridad. Que solo sea de ustedes dos.

 

7 – Si tú no estás que avise a un adulto, siempre es mejor que interfiera un adulto en estos temas en lugar de que  los niños se queden callados o hagan justicia por su cuenta. Dile a mamá, papá, maestra o entrenador: “Disculpa, tengo un problema de seguridad“.

 

8 – Hazle saber a tu hijo que es muy valioso para ti. Que cualquier problema que interfiera con su seguridad te lo puede contar aunque te vea ocupado. Cuando te hable de algo relacionado a este tema es muy importante que dejes lo que estás haciendo y lo veas a los ojos.

 

9 – Practica roleplay o simulación de casos. Es muy importante que enseñes a tu hijo desde muy pequeño como contestar o actuar pero que lo realice con diferentes ejemplos de situaciones. Puede ser con ustedes o con sus muñecos. Explícale que lo que van hacer es practicar para que se sienta seguro en las diferentes situaciones.

Las siguientes preguntas pueden ayudar:

  • ¿Cómo te hace sentir esto que me estas contando?
  • ¿A ti te gusta que te hablen así?
  • ¿Qué le puedes contestar?
  • ¿El niño te pegó a propósito?
  • ¿Lo hizo más de una vez?
  • ¿Supo el niño que te estaba lastimando?
  • ¿El otro niño es más grande que tú?

10 – Agradécele cuando te cuente algo delicado y trata de respetar lo más posible su confianza. “Estoy feliz que me lo compartas porque tú te mereces sentirte seguro y respetado”.

Marigela Zamudio

To Top
Logo-NDA2

Suscribete a nuestro newsletter y recibe contenido GRATIS

Al suscribirte recibirás vía email contenido completamente gratis que te ayudará y guiará en el camino a convertirte una mamá o papá más efectivo.

Tranquil@, no te dejaremos sol@.

Por favor revisa tu bandeja de correo para terminar la suscripción.